lunes, 13 de febrero de 2012

Un centenar de calles, escudos y monumentos ensalzan el régimen franquista en Euskadi

Se elaborará un segundo estudio sobre las más de 200 localidades no analizadas antes de tomar una decisión sobre la conveniencia de proceder o no a su retirada selectiva
Un centenar de calles, escudos y monumentos ensalzan el régimen franquista en Euskadi
Placas como ésta todavía están presentes en las fachadas de muchas casas en Euskadi. /Archivo
 

El Correo.com, 11.02.12
Los pueblos y ciudades vascas conservan cerca de setenta nombres de calles, una treintena de escudos y monumentos singulares y un millar largo de placas en viviendas que ensalzan el régimen franquista. El Gobierno vasco saca a la luz estos datos a través de un estudio y abre la puerta a que las instituciones públicas tomen una decisión sobre la conveniencia de proceder o no a su retirada selectiva.
Eso sí, y teniendo en cuenta que el estudio abarca 41 municipios y el 75% de la población vasca, el Ejecutivo de Vitoria va a llevar a antes de abrir este debate un segundo trabajo para determinar la presencia de símbolos franquistas en las más de 200 localidades no analizadas.La Direcciónde Derechos Humanos mantuvo una reunión a finales de diciembre para ello conla Asociaciónde Ayuntamientos de Euskadi (Eudel).
La dictadura de Francisco Franco duró cuarenta años y pobló a lo los espacios públicos de símbolos de exaltación del régimen, lugares de culto y recuerdo a los “mártires” de la causa, y elementos para destacar sus obras. Las autoridades locales han ido retirando de forma paulatina gran parte de estos símbolos, pero muchos de ellos perviven todavía en calles, edificios, cementerios y montes.
Esta realidad explica quela Leyde Memoria Histórica impulsada por Zapatero ordene a las administraciones la retirada de “escudos, insignias, placas y otros objetos de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, dela Guerra Civily de la represión de la dictadura”. Eso sí, precisa que se estudiará su conservación cuando tengan carácter privado o por razones históricas y artísticas.
La Direcciónde Derechos Humanos encargó en virtud de esta norma y una resolución del Parlamento vasco una investigación que ofreciera una fotografía de los símbolos franquistas presentes en Euskadi. El equipo de investigador realizó a lo largo de 2010 un doble trabajo de indagación histórica y de campo que abarcó 41 de los 250 municipios dela CAV(se eligieron los más poblados y aquellos con más probabilidades de hallar simbología franquista).
Calles, escudos y plazas
Los investigadores buscaron tres elementos principales: calles que llevan el nombre de personajes relacionados con el carlismo -los carlistas fueron uno de los grupos políticos que apoyaron la sublevación-, intelectuales de la derecha, políticos franquistas, “mártires” dela Guerra Civily personas “fagocitadas” por la dictadura; símbolos singulares como escudos y monumentos; y placas de vivienda con elementos simbólicos del régimen.
El resultado de esta investigación es un exhaustivo catálogo que se resume cuantitativamente en 68 calles y plazas con denominación de origen franquista, 33 símbolos singulares como escudos, cruces en homenaje a “mártires” o “los caídos” y monumentos funerarios, y 1.128 placas en viviendas financiadas por el Instituto Nacional dela Vivienday organismos afines al régimen. Estos elementos simbólicos se pueden encontrar en decenas de municipios, aunque destaca su concentración en Bilbao y Vitoria.
El callejero vasco conserva un total de 68 calles con nombres de personas o lugares relacionados de una u otra forma con el régimen. Trece de estas vías se localizan en Vitoria con ejemplos comola Plazade España y las calles Ramiro de Maeztu, Portal de Villarreal, José Lejarreta, Paso del Duende, Pedro Orbea, Luis María Uriarte, José María Díaz de Mendívil, Vicente Abreu, Vicente Manterola y Pedro Asúa.
Dos denominaciones omnipresentes en el callejero vasco tienen origen franquista: Navarra y Zumalakarregi. La primera fue utilizada por los autoridades franquistas para agradecer la decisiva participación de tropas navarras en la toma de diversos pueblos y ciudades durantela Guerra Civily la segunda hace referencia al general carlista Tomás de Zumalakarregi que el franquismo asumió como parte de su imaginario simbólico.
Localidades como Barakaldo, Basauri, Sestao, Ondárroa, Bilbao, Andoain, San Sebastián, Rentería, Hernani, Pasajes, Irún, Tolosa, Beasain, Mondragón o Aretxabeleta como tienen en su callejero alguna de estas denominaciones o ambas. Su pervivencia durante tantos años pese a que muchos de estos municipios estén ahora o lo estuvieron en el pasado gobernados por partidos nacionalistas tiene una explicación. Y es que ambos símbolos, Navarra y Zumalakarregi, tienen origen carlista, pero se han convertido con el paso del tiempo junto a otros personajes ligados a esta corriente sociopolítica en símbolos propios también del nacionalismo vasco.
Fundador de la Falange
Más difícil de entender es que se mantengan en el callejero de Bilbao nombres de políticos y cargos franquistas como Plácido Careaga, Alfonso Churruca o Rafael Sánchez. Este último participó en la creación del partido de extrema derecha Falange Española, tomó parte en la composición de la letra de su himno (Cara al Sol) y concibió el conocido grito ritual de “¡Arriba España!” que fue utilizado en los ceremoniales franquistas.
También se pueden ver en Euskadi símbolos singulares como escudos del régimen o grandes cruces que recuerdan batallas u honran a “los caídos”. Entre los primeros destacan los escudos dela Catedral Nuevade Vitoria, la fachada de la subdelegación del Gobierno en Álava y el escudo dela Delegaciónde Economía enla Plaza Moyúade Bilbao; y ejemplos de los segundos son la cruz del monte Olárizu o dos cruces en los alrededores de Andoain.
Otro grupo de símbolos tiene carácter funerario como la cripta levantada en el cementerio de Vista Alegre de Bilbao para rendir homenaje y enterrar a las 225 víctimas en la mataza contra prisioneros derechistas de 1937, y el monumento sobre el muro de fusilamiento localizado en este mismo camposanto en memoria de los combatientes del bando franquista fallecidos y cuyos cuerpos no fueron reclamados por sus familias.
Placas en viviendas
Las placas de vivienda son el vestigio franquista más numeroso y extendido en Euskadi. El estudio encargado por el Gobierno vasco ha localizado y catalogado un total de 1.128 placas en 35 municipios diferentes -hay que tener en cuenta que el estudio excluye algunas poblaciones-, destacando las 300 placas contabilizadas en Vitoria, las 137 placas de Bilbao, las 64 placas de Basauri o las 41 placas de Irún.
Los autores del estudio realizan dos precisiones a la hora de decidir retirar o conservar estos vestigios. La primera es que el franquismo asumió como símbolos propios personajes o lugares que en su origen pudieron no tener una relación directa con la dictadura como, por ejemplo, serían el caso del exalcalde de Bilbao Gregorio Balparda que da el nombre a una calle en la capital vizcaina o varias calles que llevan el nombre de sacerdotes.
La segunda advertencia es que algunos de los vestigios “pueden resultar valiosos para la investigación histórica. Así pues, y aunque se proceda a su retirada, sostienen que nunca debería llevarse a cabo su destrucción, porque “representan una herramienta de trabajo para el investigador, quien es, en definitiva, el encargado de divulgar lo sucedido en aquella etapa de la historia”.
http://www.elcorreo.com/alava/20120211/mas-actualidad/politica/monumentos-201202111106.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada